Urge que el PP se aclare

¿Para aumentar sus votos en Cataluña o el País Vasco el PP tiene que renunciar a “las confrontaciones que tienen que ver con la identidad”, como dice Nebrera? ¿Esa va a ser la línea de renovación? ¿La zapaterización? ¿La asimilación del nacionalismo?

El presidente del Partido Popular de Vizcaya, Antonio Basagoiti, el mismo que tras las pasadas elecciones dijo que el PP en el País Vasco debería ser más autónomo, al estilo de UPN, ha declarado:

“Veo que el PNV se deshace, veo que ahí puede haber votantes, más moderados de lo que es su dirección, que coinciden con nosotros en un modelo económico y social del país. Ya sé que el que tiene el carnet del partido no me va a votar en la vida. Pero hay personas que, sin ser nacionalistas de profunda ideología, han confiado en algún momento en el PNV porque pensaban que era lo mejor para el País Vasco. Esas personas tienen que darse cuenta de que quién defiende lo mejor para el País Vasco somos nosotros. («El PNV se deshace y ahí puede haber votantes que coincidan con nosotros»)

¿Qué debería hacer el PP para atraerse a esos nacionalistas de no “profunda ideología”? Basagoiti no lo dice. Tampoco concreta Montserrat Nebrera, que ha presentado su candidatura a dirigir el PP en Cataluña con estas reflexiones:

“Tengo un discurso estructurado y un proyecto político para que el PP pueda llegar a gobernar en Cataluña. [Quiero que] el PP nacional cambie su discurso y deje de ir en contra de Cataluña” (Nebrera pide no ir ‘contra Cataluña’ y enterrar la línea socialdemócrata €)

¿Así que tenía razón el KKK catalanista cuando acusaba a los antinacionalistas y al PP de catalanofobia? En la revista Epoca de esta misma semana, la candidata se ha reafirmado en esta peculiar línea étnico-popular:

“Hay que obviar las confrontaciones que tienen que ver con la identidad, con la catalanidad o la españolidad. No es verdad que se sancione a nadie por rotular un establecimiento en castellano… Y como los catalanes lo saben, si alguien dice eso ofende. Y si lo dice el Partido Popular, el PP ofende. Y mi formación no puede ofender a los catalanes”.

Convendría que el Partido Popular aclarara las ideas. Empieza a resultar una ingenuidad pensar que puede aguantar dos meses más, hasta la celebración de su congreso, en esta situación de desidia pública y navajeo interno. Aunque tal vez resulte asimismo ingenuo esperar de ese congreso unos planteamientos claros y definitivos.

El hecho de que Rodríguez gesticule ahora en clave nacional y amague un distanciamiento con los nacionalistas no engaña a nadie, y sobre todo va a poner en evidencia sus contradicciones, imposibles de ocultar. El PSOE zapatero ha ganado las elecciones tras haberse empapado de nacionalismo. Y eso se va a notar durante toda la legislatura. De modo que no es cierto que el PP lo tenga ahora más difícil que en la pasada legislatura.

Por otro lado, no hay más que echar un vistazo a Rosa Díez y UPD. ¿Tendría tanta repercusión un solo escaño si no hubiera espacio para un discurso nacional?

Lo que está sucediendo en el PP no tiene nada que ver con la dificultad de articular un discurso de ese género, el mismo que defendió en los últimos 12 años, sino con un ensimismamiento que ha abierto la puerta al desmadre y a una pregunta inquietante: ¿para alcanzar el poder están dispuestos los dirigentes del PP a modificar su postura con respecto a los nacionalismos?

¿Para aumentar sus votos en Cataluña o el País Vasco el PP tiene que renunciar a “las confrontaciones que tienen que ver con la identidad”, como dice Nebrera? ¿Por qué? ¿Acaso han renunciado a ellas los nacionalistas? ¿O se trata justamente de eso, de dejarles el terreno libre, como hiciera Rodríguez cuando llegó a la secretaría general?

¿Esa va a ser la línea de renovación? ¿La zapaterización? ¿La asimilación del nacionalismo? Pues avisen cuanto antes, hágannos el favor. Convendría saber desde el principio a qué juega cada uno de los partidos que arrancan esta legislatura.

Anuncios

Un comentario

  1. Aunque Nebrera anunciara que el pp ahora es catalanista y cantara els segadors por la tele, diera las conferencias con una barretina y haciendo un pilar de dos, nunca conseguiría convertir el PP en una opción mayoritaria en catalunya.
    Bueno, puede que si continuara así el partido hasta el 2150 y no volvieran a cargar contra catalunya ni a decir mentiras sobretodo con muertos por medio, nuestros tataranietos podrían olvidar todas estas cosas e incluso, votarles.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s