Los principios por encima de los intereses

Cuantas más horas pasan desde el asunto del libro de S.M. la Reina, cuantas más declaraciones escuchamos,  más papel de periódico leemos y más telebasura se apunta al carro, mayor es la sensación de que Doña Sofía ha hecho lo que le ha parecido adecuado por encima de conveniencias y coyunturas.

Y gracias a ello descubrimos que todavía quedan personas públicas en nuestro país que anteponen sus creencias y sus principios a sus intereses. Cierto, no parece que haya muchas. Pero en esta ocasión la talla del personaje es de tal envergadura, que a lo mejor se convierte en ejemplo para tanto enmudecido y tanto oportunista.

Felicidades pues, majestad, por el coraje y por el cumpleaños.

Pero en toda esta historia hay algo más. Y resulta bastante desconcertante. Se trata de la reacción furibundamente monárquica del muy republicano gabinete del izquierdista señor Rodríguez. La vicepresidenta compareció tras el consejo de ministros para ensalzar las virtudes de la Reina, defendiendo su actuación con un entusiasmo tan insólito como sospechoso. Y el mismo señor Rodríguez, desde sus peculiares cumbres, se apresuró a poner a Doña Sofía como ejemplo para todos.

¿Qué les pasa con la corona a los abanderados del progresismo? ¿Cuatro años les han bastado para pasar de su milenarismo republicano a la exaltación monárquica?

No cuela.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s