La milicia Chaconeti

Hoy ya es oficial: el autobús ha pasado sin parar. Adiós, Míster Marshall. Mientras otros países despegan y sus economías empiezan a crecer, nosotros nos hundimos más y más. Pero ese no es ni de lejos el peor de nuestros problemas.

El Gobierno ya reconoce que su nuevo modelo económico, tan planificado, tan soviético, no sirve para nada. Más o menos, como sus anteriores ocurrencias. El brillante trabajo de ABC deja al Régimen con el culo al aire. Pero no pasa nada.

En Barcelona un crío de 16 años quiere ser una niña. Sus padres lo aplauden. El médico que se va a forrar con la operación muestra su entusiasta conformidad. Las teles que lo cuentan añaden las digamos opiniones de unos cuantos ciudadanos que cantan las excelencias de lo que entendemos en España por libertad, tales como “todo el mundo puede hacer lo que quiera con su cuerpo”, “estamos en democracia ¿no?”, o “tiene derecho”. El Hospital Clínico de Barcelona aprovecha para hacerse publicidad y presume de haber hecho 25 operaciones de cambio de sexo en solo un año. El Régimen saca a pasear a los zerolos tratando de darle al asunto un aire de modernidad. Y no pasa nada.

En Palma, los socialistas se quitan de en medio y echan la culpa a la Policía. Y la Policía les acusa de dar órdenes ilegales. Ordenes ilegales desde el Gobierno. Algo en lo que el PSOE tiene una sólida tradición. Pero no pasa nada.

Las instituciones piden a los ciudadanos que procuren no andar por ahí incendiando montes. Los medios de comunicación piden a los ciudadanos que procuren no andar por ahí incendiando montes. Suecia, Noruega y Dinamarca, donde no parece que haya un excesivo riesgo de incendio, destinan tres veces más dinero a la lucha contra el fuego que España. Las instituciones nacionales, regionales y locales callan al respecto. Los medios también. Y así no pasa nada. Salvo que seguimos quemando montes y los culpables somos nosotros.

El monopolio mediático se refuerza. El presidente del gobierno que menos ha trabajado desde 1977 interrumpe durante unas horas sus vacaciones para conceder al promotor del “no a la guerra” nuevas regalías. Salvo el cabreo del anterior dueño del monopolio, no pasa nada.

Se aprovecha el verano para proponer a la ciudadanía que renuncie a sus derechos. A cambio de poder cambiarse el sexo a voluntad y con cargo a la SS; a cambio de que los escolares impongan su voluntad a los maestros; a cambio de que los homosexuales masculinos puedan adoptar y los femeninos puedan hacer lo que quieran; de que los críos reciban el amparo del Estado para zafarse de la asfixiante patria potestad; de que podamos matar a nuestros abuelos o a nuestros futuros hijos con libertad y seguridad jurídica; de que un barrio, o una provincia, o un grupo de cabreados, o una peña de pirados, pueda proclamarse “nación” y por eso el Instituto Nacional de Meteorología se tiene que llamar ahora Agencia Estatal de Meteorología, y el AVE, TAV; a cambio de tantos y tan grandes y novedosos derechos, el Gobierno aprovecha el verano para proponernos que renunciemos a tener ideas y principios propios. A través del Ministerio de Justicia se nos propone, entre sangría y sangría, que renunciemos a ejercer nuestra conciencia. Y no pasa nada.

Bueno, sí pasa. Los diputados del PP dicen que van a denunciar al Gobierno porque se está portando muy mal. Y los diputados del PSOE se dedican a hacer chistes en la red de los dirigentes de la oposición.

Los partidos, el que gobierna y el que podría gobernar, viven del tú más. Mientras la ministra Chacón decide que las fuerzas armadas, el Ejército, la Armada, la Guardia Civil, son el destino ideal de los transexuales.

Los dirigentes de las formaciones españolas, sus cargos electos y sus militantes todavía no se han dado cuenta de que viven de un cadáver: la política ha muerto en nuestro país.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s