España 2010

Casi las nueve de la noche. La gente, parsimoniosa y contenta, llena la
avenida. Dentro de unos metros me cruzaré con un grupo de chiquillos. No
tienen más de doce años. Cuatro o cinco chicas. Seis o siete críos que,
a pesar de sus esfuerzos, no las superan en ruido.

Los papeles están cuidadosamente repartidos. Ellas se esfuerzan en encarnar la caricatura del mito literario femenino de su edad. Lolitas del sur de Madrid. Ellos, imitadores de rapero de serie de televisión trasnochada. Todos, aprendices de adolescente.

Se detienen frente al aparcamiento de un supermercado, tal vez para hacerse notar más. A llegar a su altura logro entender sus gritos. Recurriendo a las formas de expresión más obscenas, unas y otros se jalean. Sexo oral. Se desafían a practicarlo ilustrando sus imprecaciones con las imágenes más sucias y procaces.

Los padres no están. Por supuesto, tampoco se les espera. En cuanto al Estado, ya hizo su trabajo.

Niños españoles. 2010. Algunos hablan todavía de crisis económica.


1

Mi patria es un estercolero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s